La Emperatriz

La Hija de los Grandiosos

3 La Emperatriz 2012La unión del Mago y la Gran Sacerdotisa da como resultado vida y más vida en continua creación. Esta abundante expresión del poder de vida está simbolizada por una mujer embarazada, conteniendo en su vientre el fruto de la reconciliación de los opuestos. La Emperatriz nos muestra a una hermosa mujer, a la madre divina portando el misterio de la atracción magnética que lleva a la unión final, esa fuerza a la que los astrónomos llaman gravedad y a la que los poetas conocen como amor.

Con la Emperatriz surge uno de los arquetipos más poderosos y significativos, el de la Madre. Todos nacimos de una mujer que se unió a esta fuerza creativa divina para portar y ofrecer el fruto de la vida. La Emperatriz simboliza nutrición y sustento, protección y resguardo, guía y limitación, pero sobre todo amor y creatividad. A diferencia de la Gran Sacerdotisa, cuyas aguas son cristalinas, puras y frías, la Emperatriz contiene aguas tibias, vitales, llenas de vida. La Gran Sacerdotisa representa el origen de las aguas, mientras que la Emperatriz es el origen de la vida a partir de las aguas. Psicológicamente, la Gran Sacerdotisa simboliza las aguas del inconsciente colectivo, mientras que la Emperatriz es el contenido psíquico vital que tiene su existencia en él.